La Comisión Europea selecciona a La Palma y La Graciosa par…

Ambas islas formarán parte del programa “Clean Energy for EU Islands”, que junto a otros 28 territorios europeos insulares, perseguirán su independencia energética a través de fuentes renovables y tecnologías innovadoras

Schallenberg: “Con este proyecto, que cuenta con la participación y el apoyo de la Consejería de Transición Ecológica, estaremos un paso más cerca de la descarbonización de Canarias”

El programa “Clean Energy for EU Islands” de la Comisión Europea ha seleccionado a dos islas canarias, La Graciosa y La Palma, para trabajar en el objetivo de la descarbonización a través de la implantación de fuentes de energía renovables y tecnologías innovadoras. En total, serán 30 territorios insulares de la Unión Europea los que se beneficiarán de este programa.

El proyecto consistirá en una asistencia técnica financiada por la Comisión Europea durante tres años, que acompañarán en este proceso a ambos consorcios. En el caso de La Palma, será su Cabildo, conjuntamente con Sodepal, la asociación La Palma Renovable y la propia Consejería de Transición Ecológica y Energía del Gobierno de Canarias quienes asuman a escala insular los trabajos.

El proyecto de La Graciosa será liderado por la asociación El Sol de la Graciosa, con el apoyo de la ONG ADACIS, el Cabildo de Lanzarote, el Ayuntamiento de Teguise y la Consejería de Transición Ecológica y Energía del Gobierno de Canarias.

En concreto, el apoyo directo de la Consejería a las iniciativas se traducirá en líneas de financiación para ambos proyectos, cuestión que ha resultado decisiva en la elección de ambas candidaturas.

La viceconsejera de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Energía, Julieta Schallenberg, ha destacado que “con el trabajo conjunto de todas estas administraciones públicas y organizaciones, se podrán sentar las bases de la futura descarbonización de La Graciosa y La Palma”. Asimismo, apuntó que los implicados en ambos proyectos “han mostrado su ilusión ante este gran reto y la voluntad de trabajar conjuntamente para lograr los objetivos fijados”.

Finalmente, también destacó la validez de este proyecto para el resto de islas, ya que “la experiencia y conocimientos recabados serán intercambiados con el resto de territorios insulares de la Unión Europea, sirviendo de guía para que otras islas logren igualmente su completa descarbonización”.

Con este programa, las islas de La Palma y La Graciosa recibirán durante los tres próximos años asesoramiento por parte de la Comisión Europea a través del mencionado programa “Clean Energy for EU Islands”, impulsando de esta forma su cambio de modelo, primando la producción y consumo de energías 100% renovables.

El apoyo que brindará la iniciativa europea se traducirá en el análisis, evaluación y asesoramiento técnico para la implantación efectiva de aquellas acciones que se consideren más viables para alcanzar las metas propuestas, entre las que cabe citar no solo la generación de energía a partir de fuentes renovables, sino también otras vinculadas con la movilidad, el agua y la sensibilización a la población para fomentar consumos responsables.

La experiencia y conocimientos recabados serán intercambiados con el resto de territorios insulares de la Unión Europea, sirviendo de guía para que otras islas logren igualmente su completa descarbonización.