El Ayuntamiento aprueba en Pleno el primer Plan Estratégico de la Juventud con 144 medidas para responder a sus demandas

El programa, en el que han participado para su redacción unos 150 jóvenes, sirve de guía para planificar las políticas públicas para los 70.000 jóvenes de la ciudad
El plan cuenta con cinco ejes estratégicos elaborados en varias mesas de trabajo en las que se han desarrollado 144 acciones enmarcadas en el marco europeo de la Agenda 2030 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la ONU

Las Palmas de Gran Canaria, 27 de noviembre de 2023.- El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria ha aprobado en el Pleno celebrado este lunes el primer Plan Estratégico de la Juventud 2023-2026 Horizonte 2030, un documento para planificar las políticas públicas dirigidas a los más de 70.000 jóvenes de la ciudad.

Este plan contempla cinco grandes ejes estratégicos, 19 objetivos, 61 líneas de actuación y 144 medidas enmarcadas en el marco europeo de la Agenda 2030 y en los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la ONU.

La concejala de Juventud, Carla Campoamor, ha apuntado durante el Pleno que “este plan es un documento que recoge las políticas en materia juvenil hasta 2026”. “Con este documento queremos poner como centro a los más de 70.000 jóvenes capitalinos, ofreciéndoles una respuesta a todas las demandas que día a día plantean”, ha señalado Campoamor, quien ha destacado que “es el resultado de un trabajo en el que la escucha activa, el diálogo y sobre todo la reflexión han sido pilares indispensables para que hoy estemos aquí”.

Este plan nace tras la celebración de varias mesas de trabajo en las que han participado 150 personas de una treintena de colectivos juveniles del municipio; técnicos de distintas administraciones y entidades,  así como representantes de todos los partidos políticos presentes en el Pleno del Ayuntamiento, que fueron invitados a formar parte del proceso.  

Las reuniones mantenidas durante seis meses tenían como guía y punto de partida los valores marcados en la Agenda 2030 y los ODS de las Naciones Unidas, cuya finalidad es construir un mundo mejor a través de políticas públicas que afectan directa o indirectamente a la juventud.

Durante los encuentros se definieron cinco líneas de actuación estratégicas: Información y Orientación Juvenil;  Iniciativa Juvenil y Fomento de la Participación; Salud y Bienestar de la Juventud; Espacio de Oportunidades; Educación, Empleo y Trabajo decente para la Juventud; y Creación, Ocio y Tiempo Libre.

A través del primero de ellos, ‘Información y Orientación Juvenil’, se promueven acciones y programas para impulsar la participación de la juventud en el desarrollo sostenible, estableciendo un canal de comunicación con la juventud simplificado y modernizando todos los procesos de la administración pública.

Este primer eje establece impulsar medidas para que los jóvenes participen en iniciativas propuestas por las administraciones, además de que conozcan actividades de voluntariado, tanto locales como nacionales e internacionales, para que a través de ellas puedan aprovechar las oportunidades existentes como herramientas de aprendizaje y participación.

El eje estratégico número dos, titulado ‘Iniciativa Juvenil y Fomento de la Participación’, fija el establecimiento de cauces y canales de participación de la juventud en el diseño de políticas públicas con el objetivo de generar una juventud más participativa e implicada en la gobernanza.

Contempla, asimismo, la promoción de la participación libre y eficaz de la juventud en el desarrollo político, social, económico y cultural que contribuyan a potenciar su autoestima y empoderamiento.

Salud y bienestar

El eje estratégico número tres, ‘Salud y Bienestar de la Juventud’, constituye uno de los marcos de acción de los últimos años de LPAJuventud con la puesta en marcha de un gran número de proyectos. Este eje recoge tres grandes ideas fuerzas: una juventud informada, sana y segura. Estos tres principios se cumplen a través de medidas para fomentar hábitos saludables como fortalecer la prevención de adicciones, informar y facilitar el acceso a los servicios de salud sexual y reproductiva o garantizar la educación sexual y el bienestar emocional.

Este tercer marco estratégico contempla la prestación de atención y de información a personas jóvenes en riesgo de exclusión social o con alguna discapacidad o vulnerabilidad, propiciando su empoderamiento, el consumo digital responsable, la igualdad de oportunidades y el ocio saludable.

En el eje estratégico número 4, ‘Espacio de Oportunidades: Educación, Empleo y Trabajo Decente para la Juventud’, la educación y el empleo son los epicentros. Así, se fijan pautas como el apoyo de medidas para que todas las personas jóvenes finalicen la educación secundaria obligatoria, logrando la alfabetización universal.

El plan contempla informar sobre el acceso igualitario de la juventud a la formación técnica profesional y a los programas de capacitación para el empleo, incluida la formación universitaria. Este es un asunto prioritario al estimular el empleo de calidad para nuestra juventud, dotando a los chicos y chicas de recursos útiles para su incorporación al mundo laboral.

Otro de los objetivos de este eje es dar a conocer a los jóvenes que hayan finalizado la escolaridad obligatoria sin la titulación correspondiente de que existen fórmulas, gratuitas, para obtener esta formación. Asimismo, el plan contempla generar itinerarios profesionales y laborales adaptados a cada persona para propiciar su integración social en el empleo y el entrenamiento de la vida adulta.

‘Creación, Ocio y Tiempo Libre’ es el título del eje estratégico número cinco. En él se quiere garantizar el acceso a los derechos culturales y el disfrute de la cultura por parte de la juventud.

Este punto contempla el fomento de vías flexibles de aprendizaje para la formación a lo largo de toda la vida, dentro y fuera del sistema educativo, estimulando la educación no formal con el fin de actualizar, completar y ampliar sus capacidades, conocimientos, habilidades, aptitudes y competencias.

El plan impulsa, asimismo, el desarrollo sostenible en todos los proyectos de ocio y tiempo libre de los y las jóvenes, promocionando el consumo y el conocimiento de las manifestaciones culturales locales y los espacios de ocio y creación como ‘La Grada’.