Educación pone en servicio un comedor para 250 comensales e…

La Consejería abrió este lunes las nuevas instalaciones del comedor de este centro de la Playa de Arinaga, el cual cubre al fin la alta demanda del alumnado y sus familias, que podrán conciliar mejor

La nueva instalación, que se ha ejecutado gracias a la colaboración con el Ayuntamiento, genera además una zona de sombra en el patio del colegio

El consejero de Educación, Formación Profesional, Actividad Física y Deportes del Gobierno de Canarias, Poli Suárez, y el alcalde de Agüimes, Óscar Hernández, asistieron este lunes a la puesta en funcionamiento de las nuevas instalaciones del comedor del CEIP Veinte de Enero, en la Playa de Arinaga, con capacidad para 250 comensales.

Educación pone en servicio un comedor para 250 comensales en el CEIP Veinte de Enero de Arinaga
Poli Suárez. Puesta en funcionamiento comedor Arinaga

La obra, que ha supuesto una inversión de 1,2 millones de euros financiados íntegramente por el Gobierno de Canarias, responde al compromiso adquirido desde el departamento regional con la comunidad educativa y el Consistorio del sureste, y permite que el comedor del centro pase de las 160 plazas del curso 2022-2023 (180 en el primer trimestre del 23-24) a las 250 definitivas .

El centro no contó con servicio de comedor hasta el curso 21-22, lo que generaba un importante problema de conciliación familiar en la zona. Tras un acuerdo entre la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias y el Ayuntamiento de Agüimes, se instalaron unos módulos prefabricados de carácter provisional con capacidad para 100 comensales por turno.

Aún así no se cubría la demanda existente en una zona con alta densidad de población, por lo que se inició el proyecto para la construcción de un comedor definitivo, autorizándose además la ampliación del número de plazas hasta cubrir la totalidad de la demanda existente.

Una doble función

El nuevo edificio se enlaza con el principal por medio de una pasarela y aloja todos los espacios necesarios para el correcto funcionamiento del comedor, incluidos los de la futura cocina (aún sin equipar, pues en un primer momento se trata de un comedor de gestión indirecta), aseos femeninos, masculinos y accesibles.

Además, cuenta con zonas de higiene básica que permitan a los escolares adquirir hábitos adecuados, como espacios para el lavado de manos próximos a las zonas de comedor y de entrada.

Las nuevas instalaciones cumplen una doble función ya que, al estar situadas en alto sobre el patio de recreo, generan una nueva zona de sombra para el alumnado.