Díaz Ayuso inaugura la nueva sede de Cruz Roja en Colmenar Viejo resaltando su “compromiso con la vida”

“Nada es imposible si nos lo proponemos… es algo que vosotros tenéis muy claro y que también lo tenemos claro en la Comunidad de Madrid. Somos una región que no abandona a nadie y estar cerca de quienes más lo necesitan para nosotros es una obligación y, además es vocación”, ha indicado la presidenta tras recorrer las instalaciones de 700 metros cuadrados, donde se dará servicio a personas vulnerables, mayores, inmigrantes, solicitantes de asilo y refugio, mujeres en dificultad social, desempleadas, personas con discapacidad o en situación de precariedad laboral, entre otras.

La presidenta ha destacado el “trabajo impresionante” que hace Cruz Roja en la Comunidad de Madrid muy importante y ha asegurado que el Gobierno autonómico le va a brindar “todo el apoyo que sea necesario”. “No vamos a frenar en este empeño y ahora en este 2024 nuestros presupuestos, los más altos de la historia, dedicamos el 90% de la inversión a gasto social, un aumento de casi el 19% dedicado a familia, juventud y asuntos sociales”, ha apuntado.

Este nuevo espacio de la ONG se suma al que tiene en el municipio de Tres Cantos para cubrir la Cuenca del Manzanares, que abarca siete municipios del Norte de la región: Colmenar Viejo, Tres Cantos, la Mancomunidad del BOCEMA (El Boalo, Cerceda y Mataelpino), Guadalix de la Sierra, Manzanares El Real, Miraflores de la Sierra y Soto del Real. En este ámbito geográfico, Cruz Roja atendió el año pasado a año más de 5.200 personas, gracias al equipo humano compuesto por 13 técnicos, 450 voluntarios y 6.000 socios.

Proyectos solidarios 

El Ejecutivo autonómico destinó el año pasado más de 8 millones de euros a diferentes proyectos solidarios de esta organización, que en la región cuenta con 22 asambleas, 41 sedes, 98 puntos de atención, más de 23.000 voluntarios y 233.578 socios.

Entre ellos destacan las Unidades Móviles y prestaciones de emergencia de la región, dotado con más de 2,2 millones, y cuyo objeto es la atención a personas, familias o colectivos que estén en situación de emergencia social. Se trata de un servicio de atención disponible las 24 horas, los 365 días del año y que dispone de tres unidades móviles; dos de ellas operativas permanentemente. Solo en 2023, este programa atendió a 3.800 personas.

La Comunidad de Madrid invirtió también 150.000 euros para la facilitar la integración y la inclusión social de personas inmigrantes en situación de extrema vulnerabilidad. De esta dotación se beneficiaron el año pasado 5.776 participantes, con 37.874 intervenciones.

Además, la Red Regional de Atención a Mayores en Soledad tiene a Cruz Roja como aliado para la prestación de este servicio público, con la aportación de los recursos necesarios para luchar contra este fenómeno cada vez más extendido en la sociedad, desde apoyo psicológico a excursiones o talleres.