Bienestar Social encarga un diagnóstico de necesidades y me…

La medida, dada a conocer por la consejera de Bienestar Social en sede parlamentaria, se enmarca entre las actuaciones impulsadas por el Ejecutivo canario de cara a combatir la soledad no deseada entre la población mayor de las Islas

Canarias contará con un ‘Diagnóstico de los Centros de Día de Atención Social a Personas Mayores’ que permitirá fijar las necesidades y demandas de estos recursos sociales y del colectivo de personas mayores en las Islas. El estudio, impulsado por el departamento de Bienestar Social del Ejecutivo canario, se encuentra ya en proceso de recogida de información.

“Este diagnóstico supondrá uno de los pilares fundamentales para la elaboración del Primer Plan Integral de Mayores de Canarias y Soledad no deseada, que estará finalizado en el último trimestre de 2024”, anunció la consejera de Bienestar social, Igualdad, Juventud, Infancia y Familias del Gobierno de Canarias, Candelaria Delgado, en comparecencia parlamentaria en la que explicó las acciones impulsadas su departamento de cara a combatir la soledad no deseada.

“La puesta en marcha de este estudio, explicó Delgado, es una de las primeras actuaciones que la Dirección General de Mayores y Participación Activa ha impulsado con el fin de mejorar la calidad de vida de las personas mayores de las Islas, apostando por Líneas de Envejecimiento Activo e Inclusión Social de las Personas Mayores y la Intervención específica en los casos de soledad no deseada de las personas mayores”.

Además, junto a este estudio, Bienestar Social ha reactivado el Consejo Canario de los Mayores, inoperativo desde 2020, “a fin de dar visibilidad al colectivo y propiciar que este sector de la población exponga sus intereses y pueda diseñar, de forma conjunta con la Administración, las políticas que le afectan”.

“Es fundamental que las personas mayores estén en el centro de las acciones que se llevan a cabo desde el Gobierno canario. Debemos dar voz a las personas mayores y crear un espacio real de comunicación fluida y de intercambio de ideas y proyectos, en el que este sector de la población exponga sus objetivos y tenga capacidad para proponer políticas concretas”, enfatizó la responsable regional de Bienestar Social quien aclaró que el departamento de Mayores se encuentra inmerso en el desarrollo de una red de derivación y acompañamiento de las personas que sufren la soledad no deseada y de otros recursos sociales que faciliten la integración social en grupos de referencia.

En su intervención, Delgado hizo alusión a la necesidad de apoyar de forma económica a la ejecución de proyectos que trabajan en atajar los efectos de la soledad no deseada en nuestras personas mayores desde el ámbito del tercer sector. A este respecto, anunció que este año se contará con una línea de subvenciones dotada de 4 millones de euros para proyectos cuyo objetivo principal sea paliar los efectos de la soledad no deseada, la mejora de la vida saludable de las personas mayores de Canarias y la inserción social de las personas en situación de fragilidad social mayores de 65 años.

A esta financiación se suma la partida económica de más de 2 millones de euros con los que se van a dotar los proyectos integrales del Teléfono de la Esperanza, Cruz Roja y APEDECA, dirigidos a combatir la soledad no deseada, la mejora del bienestar de las personas mayores y los recursos alojativos para personas mayores tuteladas sin hogar.

“En estos momentos estamos trabajando en la modificación de la Ley del Mayor de Canarias, aprobada en 1996, con el fin de adaptarla a la nueva realidad de este colectivo”, explicó Delgado, quien puso énfasis a los proyectos que promueven la solidaridad intergeneracional, como el Proyecto Raíces, que trabajará los efectos nocivos de la soledad y el aislamiento social en personas mayores con el proceso de transición a la vida adulta de los jóvenes extutelados que se encuentran en situación de vulnerabilidad; y el Proyecto Dialogae, que conectará a personas mayores de Canarias con jóvenes a través de una plataforma online para que conversen entre ellos. Asimismo, a través de las universidades canarias se trabajará en un convenio de colaboración para fomentar la convivencia solidaria entre estudiantes universitarios y personas mayores que se encuentren solas.

Estas medidas, junto a la continuidad y potenciación del Teléfono de las Personas Mayores de Canarias; la coordinación con medidas y acciones con otras áreas de Gobierno y la creación de nuevos centros de día, como el que se pondrá en marcha en el municipio de Mogán, ayudarán a mejorar las herramientas y recursos dirigidos a combatir la soledad no deseada entre el colectivo de personas mayores del archipiélago.

Botón volver arriba

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies