Los proyectos de desarrollo urbano e infraestructuras avanzan conforme a la planificación técnica del equipo de Gobierno

• El concejal de Urbanismo aborda cuestiones vitales para la ciudad como el Avance del POM, el tercer carril de la TO-23, la primera fase de la recuperación de la Vega Baja, el nuevo cuartel de la Guardia Civil o la conexión de la N-400 con la A-40 mediante un puente, sin obviar la compatibilidad del uso residencial y turístico en el Casco Histórico y anuncia la congelación de tasas e impuestos para el ejercicio 2023.

La Comisión de Urbanismo ha abordado este lunes dos proyectos que se someterán a información pública, centrados en la recuperación de inmuebles en el Casco Histórico, tanto en la zona de Santa Leocadia, como en el área urbana de Los Cigarrales.

Así, se ha dado cuenta del plan especial de reforma interior de tres inmuebles ubicados en la Cuesta del Corchete y Cuesta de Santa Leocadia, un proyecto que se someterá a información pública. Estos edificios cuentan con el nivel E de protección y se pretende modificar la volumetría del conjunto para homogeneizar las alturas de la cornisa, manteniendo la edificabilidad establecida en el Plan Especial del Casco Histórico de Toledo, que asciende a 2.547,01 metros cuadrados.

También se ha informado del plan especial de reforma interior para la conservación del patrimonio cultural del Cigarral del Carmen, sometimiento a información pública dicho programa que tiene como fin habilitar estancias para uso terciario, en concreto para hostelería.

La comisión ha estado presidido por el concejal de Urbanismo, José Pablo Sabrido, que a preguntas de los medios ha destacado cómo el equipo de Gobierno ha sentado las bases del desarrollo futuro de la ciudad en el Avance del Plan de Ordenación Municipal (POM) que en estos momentos continúa en su fase de participación ciudadana, y va a sacar adelante proyectos como el tercer carril de la TO-23, la recuperación de la Vega Baja, un carril biosaludable o carril bici entre Santa Bárbara y el Polígono, el nuevo cuartel de la Guardia Civil en La Peraleda o la conexión de la A-40 con la N-400 a través de un puente.

Estos proyectos, como ha indicado el responsable municipal, saldrán adelante gracias al tesón y trabajo de los técnicos municipales y del Gobierno de la ciudad de Toledo. “Las comisiones de Urbanismo son serias, lo que planteamos no tiene oposición, se ven temas casi siempre con carácter favorable, pues lo que plantea la oposición siempre son cuestiones que se agotan en sí mismas”, ha dicho el concejal de Urbanismo.

Recuperación de la Vega Baja

“Tenemos el proyecto de la primera fase de cuatro e irá a la Junta de Gobierno en próximas fechas para sacar a licitación las primeras actuaciones”, ha avanzado el concejal de Urbanismo, además de explicar que en esta primera fase se invertirán unos 800.000 euros.

“Las obras están en marcha antes de que finalice el año”, ha indicado, no sin antes añadir que la colaboración entre administraciones, es decir, Gobierno de España, Junta de Comunidades y Ayuntamiento, es clave para la recuperación del parque arqueológico de la Vega Baja.

Esa primera fase, tal y como ha explicado a preguntas de los medios, consistirá en la recuperación de los restos arqueológicos de la margen derecha del yacimiento, además de trazar sendas y veredas accesibles que permitan a la ciudadanía pasear por el parque sin ponerlo en riesgo e ir conociendo esta parte importante de la ciudad.

En cuanto a la compatibilidad del atractivo turístico del Casco Histórico con el carácter residencial del barrio antiguo, José Pablo Sabrido ha anunciado que en próximas fechas se dará a conocer el borrador de la ordenanza municipal que regulará el uso de los llamados pisos turísticos, además de subrayar el trabajo impulsado desde el Gobierno local para la recuperación de viviendas y edificios destinados a residentes.

“Tenemos el compromiso para que en el Casco sea compatible el uso turístico con el residencial, un ejemplo, con el Consorcio que preside la alcaldesa Milagros Tolón estamos recuperando espacios públicos y viviendas, pues la apuesta del equipo de Gobierno por la recuperación de viviendas es innegable”, ha dicho, para añadir que las zonas del barrio que presentan un “uso difícil residencial se están rehabilitando gracias a la prestación de servicios” como alojamientos turísticos.

Congelación de tasas e impuestos

De otro lado, el también concejal de Hacienda ha afirmado que el equipo de Gobierno de la alcaldesa Milagros Tolón ha decidido congelar las tasas e impuestos para el año 2023, por lo que no habrá subida de impuestos en Toledo.

“Desde este equipo de Gobierno no vamos a mover las ordenanzas fiscales, no se deben subir los impuestos y no los vamos a subir”, ha comentado José Pablo Sabrido, para añadir que “hemos optado por mejorar la gestión sin subir las ordenanzas fiscales”.

De esta forma, los toledanos y las toledanas no verán incrementadas las tasas y los impuestos municipales conforme al IPC, que en el mes de referencia, el pasado agosto, era de 10 puntos. “Conozco muy pocos ayuntamientos que hayan optado por bajar los impuestos; si nos fijamos en la base imponible de los impuestos, ésta en Toledo no va a subir, con lo cual al no subir la base imponible, los impuestos bajan, por ejemplo, en el IBI no subirá ni la base imponible que es la misma de 2014, ni el coeficiente”, ha explicado.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba